Cinco fotografías del Tour de Flandes

De Ronde dejó muchas conclusiones, análisis, ganadores, algún que otro palo y multitud de imágenes. Entre todas ellas, rescatamos cinco momentos registrados por BettiniPhoto y que nos acercan al corazón de la carrera y sus pequeñas historias. Está la máquina, imprescindible para la batalla. También aparece el sucio, el novato o el batallador. Todos protagonistas sobre el pavés. Bueno, casi todos, porque el último es un invitado de excepción al podio.

 

Uno de los mecáninos del Tinkoff-Saxo realiza uno de los últimos ajustes sobre las bicicletas. Luca Bettini/BettiniPhoto©2015

La máquina

Uno de los mecáninos del Tinkoff-Saxo realiza uno de los últimos ajustes sobre las bicicletas. Luca Bettini/BettiniPhoto©2015

 

 

 

El batalladorAndré Greipel realizó hasta cuatro demarrajes y, después, tiró del pelotón. Extraordinariamente activo durante la carreta. Luca Bettini/BettiniPhoto©2015

El batallador

André Greipel realizó hasta cuatro demarrajes y, después, tiró del pelotón. Extraordinariamente activo durante la carreta. Luca Bettini/BettiniPhoto©2015

 

 

 

El novato El jovencísimo Benoot se coló entre los grande nombres del pelotón internacional. Con 21 años es la gran promesa del pavés y el particular novato de 2015. Luca Bettini/BettiniPhoto©2015

El novato

El jovencísimo Benoot se coló entre los grande nombres del pelotón internacional. Con 21 años es la gran promesa del pavés y el particular novato de 2015. Luca Bettini/BettiniPhoto©2015

 

 

 

El sucioNiki Terpstra entró en segunda posición y se quedó con el casi, mientras se refresca con la cara manchada quedará para la historia como el segundo, el particular puesto ingrato, la posición sucia. Graham Watson/BettiniPhoto©2015

El sucio

Niki Terpstra entró en segunda posición y se quedó con el casi, mientras se refresca con la cara manchada quedará para la historia como el segundo, el particular puesto ingrato, la posición sucia. Graham Watson/BettiniPhoto©2015

 

 

 

El triunfadorAlexander Kristoff ganó De Ronde, se convierte en mito, conquista un monumento. Es una especie de héroe, pero poco le importará a su hijo que, agarrado a la pierna de papá, observa el entorno desde el podio. Wessel van Keuk//BettiniPhoto©2015

El triunfador

Alexander Kristoff ganó De Ronde, se convierte en mito, conquista un monumento. Es una especie de héroe, pero poco le importará a su hijo que, agarrado a la pierna de papá, observa el entorno desde el podio. Wessel van Keuk//BettiniPhoto©2015

 

 

 

¿Te ha gustado? Déjanos un comentario

Comentarios